domingo, 16 de julio de 2017

Venezolanos en Barcelona - A votar a la p... calle




Los venezolanos han salido a votar de manera multitudinaria en contra de proyecto de la "Asamblea Constituyente" de Maduro. Las principales ciudades de España han destinado lugares apropiados para tal menester y están acudiendo de manera civilizada al requerimiento de la Asamblea Nacional Venezolana.  El Ayuntamiento de Barcelona alega motivos de seguridad para no alquilar el centro cívico y las urnas se montan finalmente en la calle. El PP acusa a la alcaldesa de convertirse en "cómplice" de Maduro. 

Ada Colau ha demostrado el talante democrático del partido que lidera y se ha negado a ceder un local para la consulta de la oposición venezolana. El Ayuntamiento de Barcelona ha impedido montar en un centro cívico las urnas para la consulta convocada por la oposición venezolana a Nicolás Maduro, por no haber tramitado los permisos, de forma que la votación se ha trasladado a la calle, que ha sido cortada al tráfico por la Policía Local.

Según informó la organización SOSVenezuelaBcn, que hoy organiza en Barcelona la consulta, la plataforma tenía previsto montar en un centro cívico las urnas para participar en la votación que la oposición ha convocado con el respaldo de la Asamblea Nacional.

Sin embargo, a primera hora de esta mañana un concejal barcelonés ha acudido al centro cívico a comunicar a los organizadores que carecían de permisos para utilizar ese local municipal, autorización que debe tramitarse previamente a través del consistorio.

Una portavoz de la plataforma impulsora de la consulta ha expresado su "sorpresa" por que se les haya impedido la entrada al centro cívico y ha manifestado su malestar por el hecho de que hasta hoy no se les haya comunicado desde el Ayuntamiento que carecen de permisos para utilizar el equipamiento municipal.

Además, la portavoz asegura que la plataforma ha pagado 800 euros (unos 900 dólares) por el uso del centro cívico a una empresa concesionaria que gestiona este tipo de equipamientos y atribuye a una cuestión "política" la decisión del Ayuntamiento de impedirles el acceso al local.

El Ayuntamiento aduce motivos de seguridad

Un portavoz municipal, el concejal del barrio barcelonés de Les Corts, Agustí Colom, ha explicado que el Ayuntamiento tuvo constancia ayer por la tarde de la intención de la plataforma opositora a Maduro de montar las urnas en el centro cívico, después de que acudieran a la Guardia Urbana a pedir que garantizaran la seguridad en una votación a la que hoy esperan que acudan entre 18.000 y 20.000 personas.

Pese a impedirles la entrada al centro cívico, el portavoz municipal ha asegurado que se han cedido a los organizadores de la consulta sillas y mesas para montar las urnas en la calle, frente a las puertas del centro cívico, que además ha sido cortada al tráfico por la Guardia Urbana para garantizar la movilidad y la seguridad de la votación.

Colom ha afirmado que tomó la decisión de acuerdo con la Guardia Urbana, al valorar que la organización no disponía de la autorización que se requiere para montar un acto político en un centro cívico municipal y que la votación podría implicar "riesgos", dado que se espera que acudan mas de 16.000 personas. Según el concejal, el Ayuntamiento tuvo constancia de que la organización venezolana en Barcelona iba a instalar las urnas en el centro cívico ayer por la tarde, cuando un representante acudió a la Guardia Urbana para pedir "protección" por la gran afluencia de votantes que se espera hoy.

El Ayuntamiento, tras valorar la situación, decidió no autorizar la entrada a la asociación, teniendo en cuenta que "no había control de afluencia de personas" y que se esperaban más de 16.000, lo que "requiere formularios, planes de autoprotección y otros elementos", según Colom.

Por "prudencia y responsabilidad", ha añadido el concejal, se optó por indicar a la plataforma que trasladara la votación a la calle, donde, ha insistido, el Ayuntamiento "ha facilitado la votación con condiciones de riesgo menores".

Críticas del PP municipal

El presidente del grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Barcelona, Alberto Fernández Díaz, ha acusado a la alcaldesa, Ada Colau, de "silenciar" a la oposición venezolana. En un comunicado, Fernández Díaz ha criticado que Colau se convierta en "cómplice" del régimen de Maduro.

"La Comunidad Internacional está reaccionando de manera contundente y casi unánime, pero en cambio el gobierno de Colau silencia la voz del Ayuntamiento, y presume, por otro lado, de ser una defensora de los derechos humanos", ha añadido Fernández Díaz.

En opinión del concejal, el Ayuntamiento "silencia los hechos que se están produciendo en Venezuela, como consecuencia del extremismo del régimen de Nicolás Maduro, donde se está secuestrando la democracia y el Estado de Derecho, y se violan sistemáticamente los derechos humanos".

14 comentarios:

  1. calamarozp

    Si pidieran la independencia seguro que se lo dejaba.....pero solo quieren democracia. Es tan triste como cierto.

    ResponderEliminar
  2. Javier Vicioso .

    PARA ESTAS VOTACIONES, LA "ALCALDESA COLAU", NO OFRECE NI CONCEDE A LOS VENEZOLANOS, UNOS PABELLONES DONDE PODER EFECTUAR EL VOTO.😈.
    .ASCO DE PERSONA.

    ResponderEliminar
  3. Juan Fraile Martin

    Que verguenza, y a otros todas las facilidades del mundo.....que asco de tó

    ResponderEliminar
  4. Juan Madrona

    También estará trincando la pájara está dinero de Venezuela?

    ResponderEliminar
  5. Juan Figuerola

    Para que veais lo que son los contactos con Maduro y los podemitas que hay por agui.-

    ResponderEliminar
  6. Luis Semen

    Igual que en Madrid. Las novias del asesino y maricon Maduro. Hacen su trabajito ratas de cloaca.

    ResponderEliminar
  7. Borja Lombardia

    En la calle gracias a "los democráticos "

    ResponderEliminar
  8. Glice Carriedo

    Pero esa hija de puta se ha creido que Barcelona es suya. ???? Cacho babosa 🐌!!!!!

    ResponderEliminar
  9. eoneguin

    Colacau con su particular idea de la democracia..

    ResponderEliminar
  10. Vanguardioleiro

    No dejarles usar el local y luego cortar la calle al tráfico es lo más kafkiano que te puedes imaginar. Así, Colau queda bien con su idolo Maduro y luego intenta quedar bien con los demás, pero a los vecinos que no pueden circular por esa calle, que les zurzan.

    ResponderEliminar
  11. Victor Manuel

    Pero si Colau es la adalid de la verdadera democracia... imposible (sic)
    Me pregunto quien del Consistorio se está bebiendo los 800 euretes... da para una buena mariscada en MariscCo
    Espero que reclamen la pasta. Pagar para nada es tontería

    ResponderEliminar
  12. Jam López

    Bueno si esto va sirviendo para que los votantes que le dieron su voto por creer en otra forma de hacer política vean cómo son estos comunistas, bienvenido sea, que vean cómo son sin piel de cordero, el comunismo es desastre, a ver si espabilan los catalanes, que ésta os lleva al gulag, si no al tiempo. ESPABILAD

    ResponderEliminar
  13. Ernesto Hernandez Ferro

    Cada ves la botarán meno es lo peor esta colao

    ResponderEliminar
  14. Maria Isabel Casarrubios Oliver

    "La Colao y sus secuaces".....que gentuza

    ResponderEliminar